lunes, 30 de mayo de 2011

del vivir cabeza abajo


Lo del equilibrio nunca se me ha dado muy bien. Sin embargo tampoco lo busco. Estar equilibrado es una de esas cosas que todo el mundo repite y habla de ello, pero nadie sabe qué es. ¿Es equilibrado trabajar por lo que quieran pagarte? ¿es equilibrado hacer todos los días las camas a sabiendas de que por la noche se deshacen?
¿Se puede salir de vacaciones todos a una, sabiendo que todo estará ocupado y que de lo que huyes, incluidos tus vecinos, te los encontrarás en el chiringuito de al lado? ¡es equilibrio hacer lo que todos hacen?
Mi padre siempre fue muy equilibrado, y he procurado siempre no seguir sus pasos. Era tan organizado que mi madre decía "a tu padre le gustaría desayunar por la noche, para tenerlo ya hecho por la mañana"
Cómo sería de imperturbable en sus quehaceres diarios, que la noche antes de morir; media hora antes, se dobló toda la ropa perfectamente-cosa que siempre hacía- por si le ocurría algo.
Yo creo que la parte fundamental de mi existencia ha sido estar desequilibrada para no perder el equilibrio. Igual que esos gimnastas que se balancean a un lado y a otro para no caer de la cuerda floja.
Sí, he vivido en la cuerda floja.
Porque desde siempre, he considerado las relaciones desequilibradas más divertidas, y he tratado de volar alto aunque me pegue un trompón contra el asfalto. En el desequilibrio encuentro mi equilibrio.Necesito cuidar, mimar y equilibrar a la otra persona hasta que yo me desequilibro por completo. No sé querer a personas equilibradas, por eso ahora me dedico a mi y me he convertido en mi relación más estable, además de ser la persona que más quiero, y la mujer de mi vida. 
 Puedo afirmar y afirmo, que tengo varios doctorados por diversas universidades en relaciones desequilibradas e imposibles.
Tengo tantas contradicciones que me pregunto: ¿somos contradictorios? ¿vale la pena vivir siempre equilibrados? ¿Por qué nos empeñamos en vivir en la cuerda floja?¿ por qué me gustan todos los artistas desequilibrados? ¿existen artistas equilibrados?
Leo la definición y dice:
Se denomina equilibrio al estado en el cual se encuentra un cuerpo cuando las fuerzas que actúan sobre él se compensan y anulan recíprocamente.
Y entiendo por fin, la cantidad de seres anulados por querer guardar el equilibrio.
¿Qué hacer, que diría Lenin?
(fotografía de Lee Miller, por Man Ray)

20 comentarios:

Blue dijo...

Fíjate que hasta Lunita te entiende. Se pone en la misma postura que Lee Miller, ja, ja.
Marcela, el equilibrio es aburrido, quieto, no tiene movimiento...¿Que te voy a contar?
¿Artistas equilibrados?...creo que no.
Bueno, A. López, parece equilibrado, ja, ja.
Bicos.

Genín dijo...

Que te voy a decir, es muy simple, si tu te encuentras razonablemente feliz así...
Pos, palante!!!
Salud y besitos

India dijo...

Pero en ese desequilibrio, es posible vivir buscando o haciendo que se busca el equilibrio, porque si no... pues tampoco se es consciente del desequilibrio y pierde la gracia... hay quienes se divierten y quienes se atormentan en el vértigo de tambalearse... y quienes pasan las dos fases, a veces divirtiéndose y a veces mortificándose... y hasta en eso el desequilibrio se nota por buscar el equilibrio...
Y ahora anécdota típica de esas cosas raras que me han hecho hacer jijijijijiji Debido a mi escoliosis y a mis cefaleas, hubo un médico que me recetó pasar media hora al día tumbada de espaldas y cabeza abajo sobre una tabla... fíjate si sería consciente en mi infancia de que eso no era algo muy normalito, que jamás conté que lo hacía... y en el secreto de la práctica encontré la diversión... era como hacer algo "malo" sin que nadie supiera ni notara... además del colocón gratuito de que la sangre se te agolpe en la cabeza...jaaaaaaaaaajajajaja
Achuchones!!!

marcela dijo...

Lunita es muy sabia y hace lo que cree que debe hacer en cada momento. Sin más.Si quiere correr corre, si quiere no moverse en todo el día lo hace y su única idea de la vida es "quiero o no quiero" Es a su bolita, y se mueve por intereses, es más me quiere mucho porque le hago mucho caso y le doy un poquito de jamón de york.
Besos.

marcela dijo...

Genín hay que buscar la manera razonable de estar bien, y no empeñarse en estar como están bien los demás. Con años años se va aprendiendo...¿no?
Un abrazo fuerte.

marcela dijo...

India, eres sabia y además sabes lo que dices. En el desequilibrio-sin pasarse- se está bien, lo único que ocurre que muchos te tachan de desequilibrada justo en el momento en que haces cosas que consideras de un equilibrio bestial.
Yo también he conocido esa tabla, me decían que colocaba todo en su sitio, porque debido a la fuerza de la gravedad los órganos tienden a caerse y los riñones, corazón y otras "cositas" van descolgándose.
Besos

Carmela dijo...

Quizás mejor que buscar el equilibrio deberíamos buscar un cierto balance entre lo que queremos y lo que podemos, sin tener en cuenta lo estipulado o normal, ser conscientes de hasta donde podemos avanzar sin caernos por el precipicio, pero desde luego rozando siempre los bordes.
El otro equilibrio es estar alineado.
Un beso.

India dijo...

A mí me gustaba jugar a alienar en vez de alinear ;)

Sergio dijo...

Es curioso, el ser humano se siente cómodo en el lado de la seguridad, la incertidumbre le molesta, el cerebro busca constumbres, inconscientemente nos conformamos en la rutina, nos acomodamos, sin embargo es lo peligroso, el miedo controlado, la inestabilidad, el/la mal@ que nos desequilibra, que nos quiere a ratos, la rebeldía, la que nos seduce, atrae y verdaderamente nos hace más felices o nos hace sentir más vivos.

Puro espíritu de contradicción. Si al final lo que nos va es el desequilibrio... qué ratitos somos!

VANESSA dijo...

Visto desde este punto de vista, me encanta el desequilibrio!
Besoss!

Helen Ford dijo...

¡Brillante! Me siento reflejada absolutamente en esta entrada. Yo no lo habría explicado mejor.
Qué de cosas en común. No soy campeona de ajedrez, pero voy a clases...me estoy entrenando.
Un saludo desde la cuerda.

marcela dijo...

Carmela, en ocasiones he deseado tanto un poco de equilibrio...no lo consigo, porque a veces soy tan impulsiva que consigo que los demás lo vean. Ahora lo peor es notarlo yo. No consigo cambiar y ya creo que me he acostumbrado.
Un abrazo.

emmagunst dijo...

ffffffffffffffff de ufffffffff qué bueno!!! y "ffff" de FANTÁSTICO!!!

sOy UnA mAlDitA eQuIlIbRaDa y lo detestOOOOOO

fiorella dijo...

Mi equilibrio es el desequilibrio.Este post tuyo me da vueltas y vueltas,me encanta.UN beso

marcela dijo...

Emma gracias, todas pertenecemos al mismo club, por eso somos amigas. Tus poemas están desequilibrados porque son de grandes artistas. Nos pertenecen por eso.
Besos

marcela dijo...

Fiorella, no esperaba menos de ti. Nuestro desequilibrio da idea de nuestras razones.
Me encanta sentirme acompañada. Besos

trilceunlugar dijo...

No voy a decir nada al respecto. ¡Ay!
¿Cuándo comemos?

marcela dijo...

Vanessa, es que somos producto de todos los desequilibrios en los que se mueve el mundo.
Un beso.

marcela dijo...

Trilce, mejor, mejor...se te supone en la línea de o que digo. Cuando quieras.
Besos

pilar mandl dijo...

Uhm! tu desequilibrio es envidiable... me cae bien tu madre cuando define a tu padre :-)

Un besazo