lunes, 21 de agosto de 2017

los cuidados excesivos son malos





He puesto dos árboles en el balcón. Uno a cada lado. Las noches de viento, desde la cama, veo moverse las hojas, y en el techo las sombras forman extraños dibujos. A pesar de que los riego todas las semanas y los abono una vez al mes siguiendo las instrucciones, siempre acaban por morírse.

Entonces dejo de regar y de abonar la tierra, y al cabo de unos días veo que alrededor del tronco seco han brotado algunas ramas verdes. No les hago caso y sigo sin regarlas, hasta que alcanzan la altura del árbol muerto, e incluso la sobrepasan. Son de otra especie, menos bonita quizá, más asilvestradas, pero también se mueven con el viento y forman dibujos en el techo. 

Tal vez debería regarlas. Pero no me atrevo. Temo que los cuidados puedan matarlas. Sin embargo vuelvo a cuidarlos porque si son pequeños necesitan sin duda cuidades. Al abandonarlos mueres. Un poco de agua y ningún capricho.

Instalación Urs Fisher.

martes, 15 de agosto de 2017

inamovibles como las estatuas




Hay a quien le gusta moverse. Y hay a quien, si quieres verlo, has de moverte tú, porque ellos, como las estatuas o las esperanzas, no se molestan.
Y luego hay personas que moviéndose toda la vida jamás salen de de su casa. Eso sí, creen que lo han hecho.

domingo, 13 de agosto de 2017

Esperanza tienes nombre muy corto





Dejé de sonreír,
el viento helado congela los labios,
hay una esperanza menos,
habrá una canción más.
Y esta canción, sin ganas,
se la daré a la risa y a los reproches
porque el alma no puede soportar
el dolor del amor que calla.

jueves, 10 de agosto de 2017

El lenguaje de los cuerpos


Existe un lenguaje mucho más antiguo y profundo que las palabras. Es el lenguaje de los cuerpos, de un cuerpo contra otro, del viento sobre la nieve, de la lluvia sobre los árboles, de las olas sobre las rocas. Es el lenguaje del sueño, del gesto, del símbolo, del recuerdo. Hemos olvidado ese lenguaje. No nos acordamos ni siquiera que existe.

miércoles, 9 de agosto de 2017

si es un ladrón dispara!


Así mismo podía ocurrirte.( un caso figurado)
La otra noche escuche ruidos en el patio de casa y al mirar por una de las ventanas vi a un sospechoso merodeando dentro de mi patio,no me alarme mucho por que mi casa es muy segura tiene rejas por todas partes, pasaron unos minutos y al ver que el sospechoso seguía ahí decidí llamar al 112, me atendieron y le comente cual era la situación a la cual me respondió si ya estaba el sospechoso dentro de la vivienda, "no le conteste, esta afuera en mi patio hace ya rato, pueden mandar un móvil?, el cual me respondió "En este momento no tenemos a nadie a quien mandar, si llega a suceder algo vuelva a llamarnos".

Pasaron algunos minutos y el sospechoso seguía dentro de mi patio por lo cual volví a llamar al 112, Ya no hace falta que vengan lo acabo de matar con una escopeta calibre 12 que guardo en mi casa para autodefensa, le dispare en la cabeza quedo irreconocible y sus sesos desparramados por todo el patio".

En menos de 4 minutos llegaron 5 móviles, el grupo Anti motin, 3 agentes en moto, policía de investigaciones, Brigada de Homicidios, el mismísimo Jefe de policía, una ambulancia, un fiscal y un juez de turno Canal 7, Antena 3 - Tele 5 . La Sexta. Radio Uno, FM , Radio N.E, La SER... Al ver todo eso el sospechoso, se vio tan sorprendido que inmediatamente se arrodilló en el piso con las manos en la cabeza y el personal policial procedió a detenerlo, en ese momento abrí la puerta y salí al patio, donde se dirigió hacia mi el Jefe de policía quien me dijo:

"Creí que había dicho que lo había matado?" ....
Y yo Creí que me habían dicho que no tenían a quien mandar!!! No supe hacerlo, gracias a que no estaba en casa. Pero si entran, lo mejor es disparar. La policia vendra.

la vida es un proceso muy natural.


Todos deseamos cumplir años, pero no queremos ni ser viejos, ni maduros tan siquiera. Y como la fruta verde somos muy amargos.
En la época madura es cuando estamos más en sazón. Y sabemos más y mejor.

domingo, 6 de agosto de 2017

Humedad mediterránea



Será que estoy un poco húmeda
de hueso y carne.
Será que el pasado fue parte de la novela
develada
atormentadas noches y secretos de amor
prohibido.
Será que en un tiempo remoto
la soledad oscureció instantes
y nadie salió en defensa.
Será que hay batallas que el destino
nos permite ganar
y otras no
como un sino que está escrito.
Será que uno va cambiando
los arrebatos dejan de ser incendio
y pasan a ser llama
o destellos inhóspitos.
Será que la adultez corrompe
parte del asombro
y la ingenuidad de los primeros días.
O será que como el ave fénix
estoy nuevamente renaciendo
dispuesta a todo
por vivir.

De Remolinos de a bordo
(Claudia Ainchil)


viernes, 4 de agosto de 2017

fracasa mejor



Todo estaba allí, solo que detenido. Metáfora —ahora que reflexionas— de lo inmóvil, de lo enorme paralizado, desde entonces no ha cabido más que veloz muda, metamorfosis de la luz en miedo y de la longitud en soledad. No, no añoras volver, pero persiste el deseo de reiniciarlo todo, de recurrir a lo previo, a lo posible, a lo inexperto. Porque así es[…]
Y si ha sido, no tiene porque volver a ser. Puede que en la vida se aprenda más de lo que pierdes que de lo que encuentras.

Ahora se trata de volver al punto de tener la valentía de recomenzar. Aún tengo una oportunidad. Me la doy porque me la merezco.

martes, 1 de agosto de 2017

los ladrones llaman dos veces




Y si, me dejaron con lo puesto, pero no está mal porque han pasado unos días y he visto que realmente era todo lo que tenía. Fuera de ahí no había nada y no estaba nadie.

El amor no llama como el cartero cuando necesitas.