lunes, 9 de noviembre de 2009

relativo,relativamente

Fui una niña alegre, una adolescente excesiva, vivo una madurez excéntrica, ahora soy una mujer que come bien y escribe por escribir (entre una cosa y otra fui una amante dedicada y una profesional de escaso-relativo éxito).
Empiezo a vivir del cuento...sin publicarlos.
Llevo toda la vida con la misma camiseta: "No tengo nada que perder y mucho menos que ganar" Como todos los grandes asuntos de la vida, acostumbrarse a ciertas cosas no depende de tu evolución, sino de ir alejándote de los grandes problemas metafísicos, porque los físicos te ocupan todo el tiempo.
Sé que es una entrada un poco abstracta, pero no voy a contar mi vida en el corto espacio que posteo. Hoy necesitaba algo personal.
Y todo lo que digo es relativamente relativo. Y subjetivo, si fuese objeto sería objetiva, pero soy sujeto. Soy vertical, incluso horizontal.

8 comentarios:

Blue dijo...

Ocuparse de los problemas metafísicos entretiene bastante...y para el parchís siempre hay tiempo :)

Saludos.



Marcela, ayer llegó todo. Ya te escribí.Gracias.

marcela dijo...

Blue, lo del parchís no lo prectico porque no tengo a nadie que le guste, pero todo se andará.
Las cosas simples son las mejores para mentes complicadas.
Gracias, por tus comentarios. La foto de Lange, es una de mis predilectas. Propia del momento de depresión de aquellos años.

trilceunlugar dijo...

lo sé...por eso me encantas!!!
Todos los besos

nancicomansi dijo...

AYYY...conjugar el tiempo real o "físico" con el metafísico...la ideas "gaseosas" que alimentan nuestro corazón y los cocidos con los que llenamos los estómagos de "verdad"....
creo que si existiera una manera de "radiografiar" o hasta "filma" lo que nos pasa por la "cocorota en un dia", resultariamos mucho más interesantes...la vida interior, vamos...
El resto (ir a comprar el pan, depilarse, fregar ventanas y planchar camisas) ocupa lo suyo y no deja de ser banal...
Un blog ayuda a romper esa rutina y a auto-convencernos de que somos algo más que máquinas de respirar, andar, comer y dormir...

te quedó muy chula la entrada.
me encanta tu "laconismo" positivo.
Y yo tambi´´en fuí una adolescente-joven excesiva (o "pasada de vueltas", en mi caso...)

besos.

marcela dijo...

La vida interior mía está a punto de ar exterior, y me gusta.
Soy cómo una ventanilla del tren: es peligroso asomarse.
Nanci, que manera de entender lo que digo...si parece que me conoces.

marcela dijo...

¿Trilce, y qué es de tú vida....? Sigues interiorizando, o ya tienes vida social ?
Un beso de premio y por los premios.

MBI dijo...

Me gusto mucho leerte, se identifica uno con lo que fue y con lo que finalmente resulto ser.
Es complicado, demasiado a veces, y sin embargo se encuentra uno fortalezido por las palabras de un desconocido, que sin saber cómo te rozo el alma.
Marcela es como abrirme una ventana propia en tus palabras...
Tienes una forma prodigiosa de adecuar la imagen a tus escritos.

antonieta dijo...

ahora soy una mujer que come bien y que escribe por escribir....si algo de azar no existe es cuando escoges de esta manera la secuencia de lo que dices, perfecta tu síntesis de ti misma, lo mejor es que abres la ventana de todo aquello que la síntesis no dejó aparecer y la curiosidad se posa frente a esta ventana tuya.