miércoles, 24 de febrero de 2016

amar un acto canibal: Elías Canetti



En el amor es donde menos existe la piedad: en el amor cuenta siempre lo más pequeño, lo insignificante: esa precisión minuciosa le otorga su ser. Nada se olvida. Si uno dice: quiero todo, hay que entenderlo así: todo. Acaso sólo un caníbal podría ser aquí consecuente. Sin embargo, el canibalismo anímico es mucho más complicado: hay que advertir que se trata de dos caníbales que se devoran al mismo tiempo.

(Elías Canetti) 
(fotografia Nicholas Bruno)

4 comentarios:

Genín dijo...

Complicado... :)
Besos y salud

Carmela dijo...

Bueno, yo creo que la falta de piedad no representa al amor, pero sí que muchas veces amamos sin piedad.

Un abrazo.

Blue dijo...

A veces es así y acaban el uno con el otro. Dicen que lo importante es vivirlo, pero yo no lo tengo tan claro si al final queda uno como el de la foto ¿o no?
Besos.

Lope Canete Redondo dijo...

El amor implica la voluntad de devorar por completo el cuerpo deseado; Si no es así resulta un acto incompleto.